ENGLISH | FRENCH
German English French Espanol Italy Portugues

Sala de Prensa Artículos

Volver al listado

EL DÍA.ES / LOS TEMPLOS VALENCIANOS ABRIRÁN LAS 24 HORAS

EFE, Valencia

"Hay una sola religión, el amor. Hay una sola raza, la humanidad". Con este lema como máxima, los líderes de las principales religiones que se practican en la ciudad de Valencia han abierto las puertas de sus templos a creyentes, ateos y cualquier persona que "necesite a alguien que la escuche".

Durante todo este año, confesiones distintas ofrecen espacios de reflexión e información a todo el que se acerque y con un mismo objetivo: erradicar prejuicios y promover "la bondad" como máxima aspiración humana, independientemente de su raza, sexo y, por descontado, su religión.

"Hacer el bien" es, al fin y al cabo, el punto en común a todos los fieles de cualquiera del centenar de religiones que se practican sólo en Valencia.

La iniciativa "Templos 24 horas", puesta en marcha por el Espacio de Encuentro Interreligioso de Valencia, ofrece por primera vez la posibilidad de conocer doce religiones, en doce templos y a lo largo de doce meses.

Son católicos y ortodoxos, evangélicos, hindúes, budistas, bahaístas, judíos, musulmanes y representantes de las denominadas "nuevas religiones": "Todos trabajan por la paz y para ayudar al necesitado", explica el párroco de Burjassot (Valencia) Miguel Ángel Vives, uno de los impulsores de esta iniciativa.

El padre Basili María Girbau, monje benedictino durante casi 30 años, junto al swami (maestro espiritual hindú) Rameshwarananda Giri y a Vives, puso la primera piedra del Espacio de Encuentro Interreligioso, un pequeño oratorio del barrio de Benimaclet llamado "Espai Verd" donde, varias veces al mes, comenzarían a organizar lo que ellos mismos consideran "reuniones entre amigos".

Allí comenzó a tomar forma la idea de los "Templos 24 horas", al tiempo que los líderes religiosos se daban cuenta de que les unían "más cosas" de las que les separaban, según resalta Vives.

Bahaísmo

El bahaísmo, una religión monoteísta cuyos fieles siguen las enseñanzas de Bahá'u'lláh, es la religión encargada de abrir sus puertas este mes a cualquiera que busque un lugar donde meditar o alguien en quien confiar.

Los participantes de las reuniones interreligiosas del "Espai Verd" acordaron el pasado enero "poner a disposición de cualquiera" sus templos, con la intención de convertirlos en "espacios de oración" para creyentes de otras confesiones en contextos distintos a los que marca su religión.

"Estamos abiertos a que venga cualquiera", explica el Swami.

Eldía.es

Todos los derechos reservados. Diseño Web: Phi Design